#4 Luchar todos los días por hacer este club un poquito más grande



En esta nueva entrega de #AutoconvocadosLab no queríamos dejar pasar una fecha que creemos importantísima para Newell's. El 14 de diciembre de 2008 quedará grabado en la memoria del pueblo leproso como el día que se abrió el club . Después de 14 años, la lucha en las calles de jóvenes organizados terminaba con la dictadura de Eduardo López y abría una nueva etapa que es la que estamos transitando .


12 años después, la principal tarea del 2008 aún queda pendiente: terminar de consolidar entre todos y todas un modelo de club que nos permita transitar un camino que seguramente será largo, pero que nos acercará a los resultados deportivos, sociales y culturales que todos los hinchas anhelamos.


En definitiva, esa es la gran discusión que debemos darnos y algunos ya lo están haciendo. Hay hinchas que aportan desde sus agrupaciones, otros en la mesa de un bar, otros en Twitter. Algunos ponen el eje en que si un jugador tiene que jugar o no o si un entrenador tiene que continuar o no. Otros ponemos el foco en intentar profundizar el debate de un proyecto institucional que nos ayude a pensar en el futuro y cuál es el Newell’s que queremos dejar a las próximas generaciones.


Es por eso que en este 2020 trabajamos en Corazón y Cabeza, el libro de Autoconvocados con un proyecto integral de gestión para Newell's Old Boys


En este camino, en 2021 el club debe realizar sus elecciones. No debería haber demasiados inconvenientes en la realización de las mismas ya que tanto oficialismo como oposición han demostrado intenciones de que el acto eleccionario se concrete.


Ahora bien, más allá del acto formal, es responsabilidad de cada una de las listas presentarle a los socios y socias programas y alternativas serias para dirigir la institución en los próximos 4 años. Vemos con cierta preocupación que muchas veces se habla a la ligera de la conducción de un club como Newell’s, se desconoce de forma preocupante su funcionamiento diario y sus problemas cotidianos. Es por esto que es necesario que los que tengamos intenciones de participar en la vida política e institucional nos informemos, estudiemos e intercambiemos opiniones con otros hinchas que nos puedan acercar a una visión más amplia de lo que significa conducir Newell’s y para qué queremos hacerlo.


Antes de ahondar en las visiones sobre el contexto político actual debemos dejar en claro que de ahora en adelante: Bermúdez nunca más. Por suerte, Eduardo Bermúdez tiene los días contados en Newell’s. Cualquier futuro próspero que deseemos precisa que después de las elecciones esta persona quede lejos de la institución. Esta es una situación en la que todos y todas debemos estar de acuerdo. El oficialismo que ya demostró en los hechos que no le concede poder en la toma de decisiones, algo que saludamos, y la oposición entendemos que piensa de la misma forma, aunque Bermúdez lejos de entender la realidad continúa su rosca con algún dirigente y algún sector de la oposición para aferrarse a su reposera en Bella Vista.


En la búsqueda de un programa institucional hacia el futuro vemos algunas situaciones que nos ayudan a entusiasmarnos y otras que nos dejan con serias dudas.


Se ha producido en los últimos años un reacomodamiento económico que nos permite tener un panorama más claro. En abril el club terminaría con el fideicomiso y los gastos que esto genera y, fundamentalmente, obtendríamos la independencia económica que no tuvimos en 12 años por el monumental saqueo de Eduardo López y sus cómplices. Se abre así un momento en la historia del club que va a funcionar como bisagra. ¿Qué vamos a hacer con ese excedente? ¿Hacia dónde vamos a apuntar? ¿Cómo vamos a lograr que el club se capitalice y deje de depender de ventas extraordinarias para sobrevivir? La próxima dirigencia tendrá que resolver en un contexto favorable, pero de sus decisiones depende el grado de crecimiento de Newell’s. ¿Nos vamos a sentar en la mesa de los grandes o no?


El fútbol es el área clave de nuestra institución. Es necesario poner en el eje de la discusión las soluciones que nos ayuden a bajar el margen de error en las decisiones futbolísticas. Hoy nos encontramos con un Director Deportivo que ha aportado organización y capacidad de trabajo en el área fútbol pero quizás la falta de presupuesto no permita trasladar lo proyectado en papel al campo. Para esto la incorporación de personas en áreas que puedan tener como principal tarea la acumulación y edición de datos, la proyección de futuros escenarios y la implementación de las nuevas tecnologías para la resolución de problemas es la única manera que nosotros encontramos para solventar nuestro futuro futbolístico y económico. No creemos en salvadores ni caemos en la fácil: “que venga Bielsa, que venga Martino“. De una vez por todas nos tenemos que hacer cargo nosotros del futuro del club y dejar a nuestros ídolos, que tanto nos han dado, en paz.


Newell’s es La Cantera del Mundo. Vemos con mucho agrado el trabajo en divisiones juveniles de Enrique Borrelli. Necesitamos que pueda tener un tiempo de trabajo considerable en el club y estamos convencidos que podremos ver los resultados en el corto plazo. Sin embargo, para que podamos ver los frutos de su labor el trabajo debe ser integral. Todos los responsables del fútbol deberán estar comprometidos para que el ascenso de los jugadores juveniles se dé en el mejor de los escenarios. Desde Autoconvocados, siempre vamos a preferir que juegue un chico del club. No negociamos eso porque los resultados están a la vista. En 2016 decíamos, y todos se burlaban, que había buenos jugadores en divisiones inferiores pero lo que fallaba era la transición y tuvimos razón. Hoy se habla de los Ezequiel Ponce, Lisandro Martínez, Escobar, Valenzuela, Fértoli y otros pero en su momento ni los dirigentes de turno le dieron el lugar ni los hinchas organizados defendimos a nuestros jugadores.


En este camino saludamos la incorporación de Hernan Llano a la estructura del fútbol de Newell’s. Consideramos que es el mejor refuerzo que tuvo el club este año porque posee todas las características profesionales y personales de lo que queremos para el club. Sin dudas Hernan deberá tener un rol protagónico para ser una parte importante de la solución del problema de la inserción de los jugadores juveniles al plantel profesional y su adaptación.


Por último, en el fútbol infantil recibimos con alivio la incorporación de Raúl Damiani a la escuela de fútbol. Conocemos su trabajo y al grupo con el que se desempeña. Es tarea de los dirigentes darles las herramientas para que puedan desarrollar su potencial y podamos ver los resultados en el futuro.


Cómo exponemos, la tarea de los dirigentes es conducir y tener en claro adonde quieren ir. En la actualidad, vemos con buenos ojos que efectivamente se esté conduciendo pero creemos que con eso no alcanza. Newell’s tiene que apuntar a la construcción de una estructura sólida y robusta capaz de ir por la gloria. Para eso no solo es necesario un liderazgo que marque el camino sino también que exponga y corrija los errores, que abra el juego en la gestión diaria del club, que no se cierre en su círculo político. Esto sumando a un convencimiento general sobre el norte a perseguir, puede ser un buen punto de inicio para el Newell’s del futuro.


Por su parte, sobre la oposición nos cuesta opinar ya que aún no han presentado sus propuestas. Entendemos que para poder pensar y discutir política tenemos que saber qué club quieren y cómo son los programas que van a ayudar a construirlo. Con solo nombres y con diagnósticos, no nos alcanza y a Newell’s tampoco.


Llamamos a todos a discutir en qué lugar del fútbol queremos depositar a Newell’s y cómo vamos a hacerlo. Desde el lugar que cada uno pueda, desde donde se sienta más cómodo, hacemos un llamado a la participación y trabajo por Newell’s.


Para cerrar, compartimos un fragmento de uno de los dos epílogos del libro de la agrupación, “Corazón y Cabeza”:


“Se suele decir que todos pasamos y Newell’s queda. Eso es verdad. Pero, ¿cómo queda?. Parece una pregunta rara, pero además de ser rara, creemos que es una pregunta importante porque pone el foco sobre la diferencia que hay entre aportar y no hacerlo. Porque inmediatamente después de decir “Newell’s queda” parece sobrevenir una habilitación a pensar que si hacemos algo o no, el club seguirá existiendo y seguirá la grandeza, y seguirá la historia, etc.


Detrás de este aparente elogio a la inmensidad de Newell’s Old Boys, se esconde una falta de compromiso con el futuro del club. Un futuro que no está escrito. Puede ser malo o bueno, y si no nos da igual, debemos comprometernos con el “cómo”.


Desde Autoconvocados el compromiso es el mismo que asumimos en la calle entre lágrimas aquel 14 de diciembre de 2008 cerca de las 18 horas cuando volvíamos a entrar al club: luchar todos los días por hacer este club un poquito más grande.


-


Si te gustó este newsletter no dejes de compartirlo en tus redes así cada vez somos más leprosos y leprosas pensando en un Newell’s más grande. Recordá que todos los newsletters quedan subidos también en nuestro sitio junto al resto de las novedades que publicamos: www.autoconvocadosnob.com. Nuestro mail para cualquier sugerencia o comentario es newsletter.autoconvocadosnob@gmail.com.

¡Nos leemos en el siguiente! Abrazo colosal.


seguinos

  • Facebook Autoconvocados
  • Twitter Autoconvocados
  • Instagram Autoconvocados
  • YouTube Autoconvocados
escudo.png